Formación Profesores Waldorf, desde 1978

Seminario Antroposófico Pedagógico Terapéutico, Primer Seminario Antroposófico de Chile

Rudolf Steiner, fundador de la Antroposofía, al final de su vida escribe de ella:

"La Antroposofía es un sendero de conocimiento que quisiera conducir lo espiritual en el hombre hacia lo espiritual en el universo. Surge en el ser humano como necesidad del sentimiento y del corazón. Y encuentra su justificación cuando consigue que se pueda satisfacer esa necesidad. Sólo puede reconocer la Antroposofía el que encuentre en ella aquello que busca a partir del corazón. Y por consiguiente sólo pueden ser antropósofos quienes sienten determinadas cuestiones sobre la esencia del hombre y del mundo como una necesidad tan vital como la que se siente cuando tenemos hambre y la sed."

"La Antroposofía proporciona conocimientos que son adquiridos de modo espiritual. Pero lo hace porque la vida cotidiana y la ciencia, fundada en la percepción sensorial y la actividad del intelecto, conducen a una frontera del sendero de la vida en la que la existencia anímica del hombre habría de morir si fuera incapaz de franquear dicho límite. Esa vida cotidiana y esa ciencia no nos llevan hasta la frontera para que nos quedemos detenidos frente a ella, sino para que en esos límites de la percepción sensorial se abra paso, a través del alma humana, la mirada hacia el mundo espiritual."

"Hay quienes creen que con las fronteras de la percepción sensorial se agotan también las fronteras de todo conocimiento. Pero si prestan atención a cómo se hacen conscientes ellos mismos de esas fronteras, descubrirían que en esa conciencia existen facultades para atravesarlas. El pez nada hasta los límites de la superficie del agua; y ha de retroceder porque le faltan los órganos fisicos para vivir fuera del agua. El hombre llega hasta los límites de la percepción sensorial, y puede reconocer que en el camino que le ha llevado hasta allí han nacido en él las fuerzas del alma, que le permiten vivir anímicamente en el elemento que no se halla afectado por la percepcíon sensorial..." 

Los caminos que ofrece la Antroposofía puede llevar a un ser humano a alcanzar muy altas esferas del desarrollo espiritual, a vivir una vida plena de sentido y con los "pies más firmes en la tierra".

Quien cobija en su corazón esos anhelos que describe Steiner, tendrá seguramente una íntima afinidad con la Antroposofía y por lo mismo con nuestra formación en el Seminario Antroposófico Pedagógico Terapéutico.

La forma en que se desarrolla el trabajo del seminario es en base a preguntas. La ampliación y profundización de los temas, depende en gran medida de la iniciativa y del trabajo personal que cada seminarista o participante sea capaz de desarrollar. Cada uno, con lo ofrecido, decidirá hasta dónde quiere llegar.

Los seminarios hasta el 2016 estuvieron a cargo de Claudio Rauch, pionero de la actividad antroposófica en Chile por 50 años. Su vida, dedicada desde muy joven por completo a la Antroposofía, se podría condensar en las más de 1.400 conferencias que impartió en Chile y en el extranjero (América y Europa). Es fundador del primer colegio terapéutico antroposófico de América Latina en 1967, Colegio Miguel Arcángel, del primer colegio Waldorf de Chile en 1979, el Colegio Giordano Bruno, en 1988 el primer Centro Médico Antroposófico en nuestro país y de la Comunidad Terapéutica de Cuyuncaví (1996), a la que en los útlimos años de su vida dedicó parte importante de su actividad, entre otras instituciones e impulsos que fondó.

Se han formado e inspirado a lo largo de muchos años, cientos de personas a través de los seminarios y conferencias que impartió desde 1978 y que abarcan los más diversos aspectos del conocimiento: el Camino Interior Antroposófico; la evolución del hombre y del universo; los secretos de la vida animal y vegetal; el misterio de la sustancia; la constitución del hombre como base para la medicina y la actividad terapéutica; la constitución del niño como base para la pedagogía; la agricultura biológico-dinámica; las ciencias de lo social; las artes plásticas; la arquitectura, la música, el teatro y la euritmia.

Los invitamos cálidamente a participar del Seminario Antroposófico Pedagógico Terapéutico que tendrán lugar en la sede de la Corporación Kaspar Hauser, Manuel Covarrubias 3782, Ñuñoa, Santiago, fono 222371015.